12 oct. 2016

PONZOÑA DE LAS DEBILIDADES



No puedo, desasosiego
de las incapacidades
que hieren conflictos
en el despojo de los sermones.


No quiero sobresaltado
los gritos ensordecedores,
que muestran lo inaceptable
del desequilibrio amputado.

No debo pero peco,
cuando me atropello
en las dificultades del
entendimiento.

No fueron los llantos,
ni las conversaciones interiorizadas,
ni los lamentos del yo
no pretendo.

Ocurre cuando caigo,
en el NO miserable
de la invalidez intolerable.

No puedo, no quiero, no debo,
no fueron los llantos…
Ponzoña de las debilidades.

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...

LA EDUCACIÓN PROHIBIDA

ENSÉÑAME PERO BONITO

ENTRE MAESTROS